viernes 15 de julio de 2011
 
 

Chofer, chofer apure ese motor…

No es poca cosa para quienes nos gusta el rugby. Comienza el Top 14, el torneo más competitivo de América. Con la excepción de 2001, desde 1998 se define con semifinales y final. Hindú y SIC son los protagonistas que sumaron más títulos, cinco cada uno. Atlético del Rosario y CASI completaron la docena que se disputaron bajo este sistema. La Academia es el más ganador del rugby porteño con 33 títulos. La columna en Tocata de Claudio Leveroni.

 

Cierta vez viajando de Tarbes a Auch bajé repentinamente del micro, mucho antes de llegar al destino final, atraído por un partido de rugby que se estaba jugando en una cancha ubicada a un lado de la ruta. El recuerdo de aquel momento, y la extraordinaria paciencia que tuvo mi compañera tolerando el arranque pasional por un partido entre dos clubes de esta hermosa región del sur de Francia, se ha transformado en una anécdota de viaje que traigo ahora como una forma de compartir la atracción que genera el inicio de la segunda etapa del torneo de Buenos Aires. Las ganas de observar cualquier partido de esta primera fecha resulta ser tan atrapante que podría descender en cada una de las canchas si un micro uniera a todas en su recorrido. La ansiedad seguramente puede justificarse porque la fecha inicial no tiene comparación con ninguna otra. Básicamente por que todos los protagonistas inician este recorrido con sus expectativas intactas, aún no hay resultados negativos que detengan la esperanza de llegar a lo más alto posible, superando lo realizado en años anteriores, o repetirlo en el caso de quienes lograron acceder a las instancias finales. Es el momento donde entran en juego las especulaciones midiendo las posibilidades de cada equipo, su historia y los antecedentes que arrastran. Bueno es entonces tener a mano algunos datos que entregaron las definiciones de este torneo a partir de 1998, año en que por primera vez se definió con llave de semifinal y final. Así sucedió en todas las temporadas siguientes, menos en el 2001 que dejó a Alumni como campeón con mucha anticipación ya que dio la vuelta en la undécima fecha (le ganó a CASI 16 a 13 con un penal sobre la hora de Van der Ghotte), cuando aún faltaban dos más por jugar. En las otras doce temporadas, desde 1998 hasta 2010, Alumni llegó en tres ocasiones a la final pero no pudo repetir una consagración similar a la de 2001. En 2004 perdió con SIC (36-16), en 2006 y 2007 con Hindú (20-5 y 9-6). Quienes más títulos obtuvieron, abarcando siempre este período, fueron Hindú y SIC con cinco cada uno. Hindú con la particularidad de nunca haber perdido una final, y SIC habiendo llegado en siete ocasiones a ese último peldaño del campeonato. Completan la docena de coronaciones CASI y Atlético del Rosario. La Academia, que es el club que más campeonatos ganó (33), lo obtuvo en 2005 en la recordada final ante el SIC (18-17), mientras que los rosarinos fueron campeones en el 2000 tras superar a CASI (35-32) en el estadio de Biei. CASI protagonizó y perdió otras dos finales, además de aquella de hace 11 años frente a Plaza. En 2003 con SIC (20-9) y ante Hindú en 2009 (31-22). Los rosarinos también cayeron en una definición por la copa, fue en 1999 frente a SIC (14-9). La Plata, otro de los que seguramente será activo protagonista del Top 14, tiene como máximo antecedente haber llegado a la final el año pasado y perderla con el SIC (30-22). Similar es la situación de Newman que accedió una sola vez a la pelea por la copa, fue en 2008 cuando cayó ante Hindú (22-10). El único equipo que alguna vez fue finalista del torneo de la URBA y no ha clasificado para el Top 14 es Regatas que en 2002 fue derrotado por el SIC (16-10).

   
 
 

Compartí

 
 
 
 
 
 

Otras de Columna de Claudio Leveroni