lunes 19 de noviembre de 2012
 
 

Rugby Sin Fronteras: Pese a todo empujan por la paz

La Fundación Rugby Sin Fronteras llegó a la frontera entre Israel y Palestina donde, a pesar del conflicto reinante, Bautista Segonds y su equipo intentar llevar adelante un encuentro por la paz con el deporte como estandarte.

 

El caos reina por estos días tanto en Israel como en Palestina, en las últimas horas el clima belicoso ha aumentado su escalada. Con este clima se ha topado La Fundación Rugby Sin Fronteras que, encabezado por Bautista Segonds, llegó a Tel Aviv con el objetivo de realizar un encuentro por la paz. "En medio de un caos y locura que no se vivia desde hace 20 años, arribamos a Israel con un panorama completamente distinto al de hace meses atrás cuando se planificó este encuentro por la paz", afirmó Segonds a las pocas horas de pisar suelo Israelí.

Junto al presidente de la Fundación viajaron todos los allegados a la ONG con el objetivo de juntar a chicos de ambas fronteras. El recrudecimiento del conflicto entre palestinos e Israelíes los sorprendió, pero hasta hora el objetivo sigue intacto, "tuvimos que redefinir toda nuestra estadía, ya que, hoy parece más que nunca una utopía poder hacer que 50 chicos Palestinos y 50 chicos Israelíes puedan juntarse el viernes para que junto a Rugby Sin Fronteras, podamos armar un scrum gigante, todos empujando para un mismo lado bajo el lema 'Empujamos Por La Paz´, algo que parece simple, aquí es casi utópico, más allá de este sueño", explicó Segons.

"Somos un grupo de argentinos solidarios comprometidos y convencidos, que llegó a un lugar donde todos se van. Tenemos un solo objetivo, representar a cientos de miles que en nuestro país y en el mundo, sienten compasión y amor por estos hermanos, por estos chicos, víctimas de un proceso de odio y enfrentamiento que heredan generación tras generación" reflexionó el presidente de Rugby Sin Fronteras que por estas horas se encuentra en la capital de Israel intentando conseguir una autorización que le permita cruzar la frontera junto a su equipo para poder llevar a cabo el objetivo de realizar la clínica de Rugby por la paz, "La madre Teresa dijo, 'lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota´, todo Rugby sin fronteras, los que viajaron, los que se quedaron, los amigos, y las familias llegamos a Israel y mañana partimos a Palestina con una gota de agua en este mar, la misma que llevaron tantos mensajeros de paz, en este caso dentro de una pelota ovalada, confiados de que en el partido de la vida solo queremos dar por todo lo que hemos recibido".

Si bien las actividades programadas para estos días naufragan según el capricho del conflicto, hoy el equipo de Rugby Sin Fronteras se reunía con el autoridades del "Centro Shimon Peres por la paz" para debatir como seguían para realizar el tan ansiado encuentro, tarea más que difícil, no solo lo ocurrido en las ultimas horas, también porque el equipo quedó sin interlocutores porque éstos fueron enrolados en el ejercito.

   
 
 

Compartí