sábado 05 de noviembre de 2011
 
 

Sam Warburton admitió su error

El capitán de la selección galesa de rugby sostuvo que fue merecedor de la tarjeta roja por el tackle peligroso que le propinó al francés Vincent Clerc en semifinal del Mundial de rugby jugada en la ciudad de en Auckland.

 

Sam Warburton hizo mea culpa y admitió que merecía la tarjeta roja por el tackle peligroso que le cometió a Vincent Clerc en la semifinal ante el seleccionado galo,   "Cuando vi la imagen en cámara lenta en pantalla grande, me pareció peor que en el mismo momento. La regla dije que cuando se levanta a un jugador y se le deja caer, es tarjeta roja. Eso es lo que hice, está claro, así que no me puedo quejar", declaró el jueves pasado el tercera línea de 23 años, en el sitio walesonline.co.uk , donde también quiezo dejar en claro que no es un jugador de mala fe, "No soy tramposo. Sé que la gente no me va a ver de una manera diferente a partir de ahora. Nunca he dado un puñetazo en mi carrera. Nunca había visto ni siquiera una tarjeta amarilla", apuntó.

La decisión del árbitro irlandés Alain Rolland había desencadenado una gran polémica sobre si la acción merecía roja o no.

   
 
 

Compartí